jueves, 7 de febrero de 2013

TRADUCCIONES


Todos los días tengo que hacer un viaje tortuoso y agotador.

Un viaje sin distancia.

Y esto me hizo recordar una anécdota (disculpen).

Niña de cinco años:

-      Mami, tengo que hacer una “sentence”  con la palabra  “home” ¿qué “finifica” “home”?

La mama, (yo hace veinte años) (impaciente ):

-¡Hogar! ¡Cuántas veces te lo he repetido!, ¿cómo es posible que no sepas que “home” es hogar, hogar, ¿entendiste?, ¡Hogar! ( si ya sé, child abuse)

Al rato:

-      Mami revísame las “sentences”.

La mama (yo) revisando el cuaderno:

-      Oración# 1: Help! Help me! I home! I home!

La mama (yo) sorprendida:

-      Nene, ¿qué clase de oración es esta?. I home I home! No te dije que “home” es hogar?

-      Bueno mami, hogar de “hogarse” ( ahogarse)

(risas)

Mi hija, hoy en día, habla un precioso inglés, igual que mi hijo.

Pero a veces a todos nos pasa: vivir en inglés nos agota.

Vivir en inglés es mucho más que cambiar de idioma.

No es un asunto de palabras, que ya dominamos.

Es la voz, los gestos, la entonación, la sonrisa (no sé por qué, mi sonrisa en inglés es bobalicona), hasta mi nombre es el de otra persona.

Es ausentarse a un lugar lejano.  Todos los días.

Es el viaje sin distancia.

Como si lo sacaran a uno de su “home”.

Lo más absurdo es que estoy casada con un británico. Pero en ese caso nada de esto aplica.  

El amor es poliglota y la piel se expresa mejor en el silencio.

Mi esposo británico, insiste que nuestro inglés  criollo es mejor que el de muchos canadienses.

Por supuesto, como  dicen,  dos pueblos separados por el mismo idioma. (Ingleses y norteamericanos, incluido Canadá)

Pero igual nos agota.

Cuando llego a mi casa todas las tardes.  

Llego a mi “home”.

Mi hogar de adentro.

Mi hogar de “hogarse".

Después de veinte años, es que me estoy dando cuenta de que traducir la palabra “home” no es tan elemental como parece.

Es una palabra cambiante y fluida, como el agua. Un lugar donde suceden todas nuestras transformaciones.

Hoy en día mi  “home” es mi regreso.

A la sonrisa franca, a la entonación honesta, al gesto suave, a mi nombre castizo. A mis amores, mi silla,  mi periódico, mi vino, mis espíritus, mis nostalgias,   al español, a mi perro.

Home de hogar .  “Hogarse” de Hogar. Hogar de “hogarse”.

Que más da. Yo solo quiero descansar.

15 comentarios:

  1. Bonita escena y bien narrada de esas horas familiaras tan íntimas y frecuentes.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me puedo escapar de mis anecdotas, como hago? a veces quisiera porque me temo que aburro a los lectores, pero como dicen los mexicanos... ni modo..jajaja
      Abrazos de viernes

      Eliminar
  2. Curiosa entrada, se nota que cuando llegas a tu home te sientes feliz y segura. Saltos y brincos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ester, gracias por siempre tener un momento para comentarme. Quisiera poder hacer lo mismo, pero siempre disfruto tus ocurrencias. EN la casa siempre conversamos lo dificil que es comunicarse, en este pais, pero no asunto del idioma, que ya dominamos, es mas alla. Me quedo un poco largo este post, voy a recortar!
      Besote

      Eliminar
  3. Me dio mucha risa la anécdota de "hogarse" y me conmoviste muchísimo con tu reflexión posterior. Refleja lo que siento yo, que también vivo en el exterior, aunque sea en un país que hable el mismo idioma (como a tu esposo británico viviendo en Canadá). Aunque el agotamiento es mayor si la diferencia cultural es mayor, claro está (en Chile me agotaba mucho más que en Panamá). Precisamente esta mañana pensaba que aunque "viva" en un sitio, ese vivir es en realidad un viaje, si se ve desde una perspectiva más amplia. Este post te quedó espectacular, gracias ; ).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Michelle que bueno verte por aqui por mi blog. Si, eso que tu dices es exactamente lo que intentaba transmitir, es mucho mas que el idioma o las palabras, es un constante viaje afuera de uno mismo y sin moverse.
      Besote y ya he visto algunas de tus vivencias panamenas, al menos estas mas cerquita de Caracas!

      Eliminar
  4. Espero que hoy, cuando llegues a home, te este esperando tu silla preferida, y el vino este alli cerquita, y Sancho te olisquee y sacuda su cola al verte.
    Mi humor se va en ingles, no se traducir los chistecitos que en espannol se me hacen faciles. Y mi nombre es otro en ingles. Maria. En mi vida en espannol jamas fui "Maria". En fin, cositas que me pasan como a ti.
    Besos, feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El sentido del humor, es lo mas dificil, el viaje mas largo, a veces inalcanzable. Como lei por ahi, la distancia mas corta entre dos personas es el sentido del humor, pues el humor canadiense, I don't get it, asi como ellos el nuestro tampoco.
      Besote Maria

      Eliminar
  5. Leonor, como te entiendo.. Home esta en el corazon... sera?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Laura que linda que lees me blog, y por sentirte identificada. Gracias! si yo tambien creo,en el corazon,, lo mas seguro.
      Besote

      Eliminar
  6. Leo, que maravilla de post. Como siempre, lo disfruté a morir. Te digo que yo la escogí bien complicada con relación a lo del idioma. En Montreal tengo agotamiento inglés y agotamiento francés... aunque este último es como más benevolente. En fin, siento frustración. Creo que medio hablo inglés y que medio hablo francés. Uno corre en dirección contraria al otro y mi cerebro no se habitúa a intercalarlos...me da como un corto circuito. Bah! Ni modo ...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Vero, si creo que el frances esta como que mas cerca de uno, aunque uno no lo entienda jajaja como dices es mas benevolente! Que rico es comunicarse en el idioma de uno es como una abrazo.
      El que te envio!

      Eliminar
  7. Hola, genial pasar por tu blog, es bien interesante, un gusto estar aquí, te invito cordialmente a visitar el Blog de Boris Estebitan y leer un poema cómico mío titulado “El baile de Snoopy”

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Boris, acepto tu invitacion con mucho gusto, ya te comentare. Gracias por tu amable visita
      Un abrazo ( me encanta Snoopy jaja)

      Eliminar
  8. jaja Que gracioso el “I home!” jajaja

    El amor es poliglota y la piel se expresa mejor en el silencio.

    Oh, como se diría en inglés It’s beautiful... Bueno, mejor no me arriesgo más terminología inglesa, pero si, y es genial tener con quien usar el lenguaje de la piel.

    ResponderEliminar

Tu comentario es siempre apreciado. Gracias!