viernes, 2 de noviembre de 2012

PA' LA BOTELLA


Decidí desintoxicarme.

No solamente el cuerpo, pues tuve dos breves vacaciones muy seguidas (Caracas y Charleston) donde comí (y bebí) lo que me dio la gana (que rico).

El mejor Arroz a la Marinera del mundo y galaxias circundantes, en el Urrutia de Caracas (con su toque de Jerez, antojo acumulado) y las mejores ostras que he probado últimamente, de la costa Este de los Estados Unidos.

Pero aparte de la dieta, que nunca cumplo, pues siempre habrá otro lunes;  decidí desintoxicarme de todo lo negativo.

Esto suena aburrido y new age, pero, de vez en cuando, hay que hacer una purga (palabra horrenda).

Así que extrapolé mi resolución a todos los habitantes de la casa.

Dictatorialmente les hice saber a  esposo, hija, hijo -a distancia -novio de mi hija y perro,  que iba a poner una botella sobre la mesa y un pote de sencillo con la que todos contribuiríamos,  “silly money” como lo llama mi esposo, y a cada queja, crítica, chisme, miedo, mala premonición, terrible augurio o sentimiento malicioso que cualquiera expresase, iría una moneda a la botella.

 Al final donaríamos nuestras negatividades a alguna buena causa. (no es un buen incentivo para la caridad, lo sé, pero mis metodologías nunca son muy acertadas)

Una vez explicadas las reglas de la botella de las negatividades, sucedió lo esperado.

Una descarga de ametralladora de “Pa’la botella” en cada conversación trivial.

En algunos casos, ni siquiera había que terminar la frase. El lenguaje corporal ya delataba un…Pa’la botella.

Todos intentaron cambiar las reglas, que si dependía de la intensidad de la queja, critica o chisme, si era uno, cinco o diez centavos.  Que si dependiendo del ingreso de cada quien, que si era mejor una penitencia…  en fin, un rosario de quejas que se tradujeron en muchas monedas más…Pa’la botella.

Concluimos que necesitaríamos, no una botella sino un contenedor de esos de reciclaje. Pensamiento negativo… pa’la botella.

Nos reímos bastante, pero nos dimos cuenta, de la cantidad de toxicidad anímica que uno carga encima.

Mi  muy británico esposo dijo que él ponía veinte dólares, cien, un cheque en blanco, para tener derecho a  decir “what he fucking likes”.

Todo terminó mal. Y esta frase ya me costó otro penny…pa’ la botella….

El ejercicio fue efímero y apenas duró  unos pocos minutos.

Al final concluyo que tanta falta de negatividad es perjudicial para la salud. Creo que ahora estoy más estresada que cuando comencé.

Mi iniciativa de desintoxicación dio al traste, igual que cuando empiezo dieta, pero las risas borraron todo vestigio de negatividad.

Mañana le invito un café a alguien, financiado por los Pa’ la botella de esta divertida y positiva velada.

P.D.: chiste post Halloween de mi fallecido hermano (antes que se me olvide). él decia que siempre que iba a comprar una máscara de Halloween, le vendian la liguita.

19 comentarios:

  1. La verdad es que me hiciste sonreir con este relato.
    Un abrazo y que tengas un lindo día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Rafael
      Que cosa tan magica conseguir una sonrisa en la distancia
      Un abrazo y feliz fin de semana

      Eliminar
  2. Leo! No tienes idea de lo que disfruto de cada uno de tus cuentos. Eres tan descriptiva que me puedo inmaginar perfectamente el cuadro! Con algunos he echado mi lagrimita pero con todos me río y me alegra el día. Gracias amiga! te recuerdo con mucho cariño. Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ines
      Que sorpresa tan grata recibir tu comentario y saber que visitas mi blog y los disfrutas! La verdad se ha convertido en un espacio muy importante para mi, es mi lugar feliz, una burbuja en el frio, la distancia, la oficina gris, la soledad a veces. Me encanta saber que le llego a personas que han sido parte de mi vida pero que rara vez, por circunstancias de la vida de cada quien, contactamos, pero que recordamos con igual carino. Gracias por acercarte y dejarme tu comentario que me alegro la manana. Besoteeee

      Eliminar
  3. Hola Leonor
    Me rei mucho con este post.... y lo mejor de todo el chiste de tu hermano y la liguita ...
    Gracias por alegrarme este Sabado en la mañana amiga
    Beso grande
    Matilde

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Matilde
      Que rico es alegrarte la manana!
      Besote y disfruta tu fin de semana!!

      Eliminar
  4. Que buen post Leonor!!! Me alegraste la noche :) Creo que la final nuestra eterna búsqueda será el balance: ni la vida rosa, ni la nube negra. Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Vero
      Gracias por darme el privilegio de alegrar tu noche!
      Besote

      Eliminar
  5. Jajajajaja, echaba de menos leer tus posts...!

    Perdonarás mi ausencia, ¿verdad? No es sólo falta de tiempo lo que tengo, sino una imposibilidad para concentrarme en todos mis proyectos (la neurona ya no tiene edad para tanto jaleo, ¿sabes?, y anda medio loca). Espero regresar pronto sana y salva a este ciberespacio al que tanto echo de menos...

    Por si te interesa conocer a un tipo sui generis "made in Mercedes", allá va un enlace:
    http://www.amazon.com/s/ref=nb_sb_noss?url=search-alias%3Dstripbooks&field-keywords=se+tu+mismo+aunque+seas+un+gilipollas

    ...Y si al final resulta que no te gusta...Pa' la botella, jajaja! Gracias! Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Mercedes,
      Ya pedie el libro, despues te cuento si pa'la botella on no jajajajaja
      Besote

      Eliminar
  6. Ay Natalia, no te imaginas que mannana tan dificil tuve hoy. Los chicos se despertaron de mal humor y luego... Pa'la botella!!!

    Gracias por hacerme reir.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola mc
      Que bueno hacerte reir en un dia de esos en que quisiera uno mismo meterse en la botella jajaja
      Besote

      Eliminar
  7. ¡¡¡Qué ilusión que lo hayas pedido!!!!!!! ¡¡¡Muchas gracias!!!!! Deja la botella cerca... que nunca se sabe, jajajaja!! En serio, ya me dirás qué te ha parecido...si es que lo puedes acabar, jajaja! ¿O quién sabe? Lo mismo caes rendida a los encantos (?¿?) del protagonista...!

    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por razones del ciberespacio me declinaron la tarjeta en Amazon, pero ya reintente, a ver si ahora pasa. Me muero por leerlo!!!

      Eliminar
  8. Me considero extremadamente optimista pero este relato, ademas de hacerme reir, me ha hecho reflexionar, creo que mi botella tambien se llenaria muy rapido!!
    Compartamos la ganacia y tomemos un cafe juntas...tal vez cuando el clima ya no este adverso.
    Sandra

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, con muchisimo gusto me tomaria un cafe contigo financiado por la botella. Yo decidi hacer como mi esposo y voy a pagar con tarjeta de credito jajajaj Besote y espero estes muy bien y restablecida

      Eliminar
  9. Leo, ¿tu marido es británico? pff! ya salió la razón por la que no funcionó el ejercicio,jajaja, no te creas, ni le digas a tu marido lo que he dicho, yo tengo uno y créeme por más que insisto en la vulgaridad enfrente de los niños, sus frases muy a la inglesa como "bloody hell" "bugger off" (ups, mejor le paramos alli) pero se le salen sin sentir y a los niños los regaña cuando ellos las repiten.
    De cualquier manera, es una buena propuesta lo de la desentoxicación.

    Saludos y un abrazo querida.

    ResponderEliminar
  10. Hola Bea
    Si British, con su sentido del humor very dry, pero el amor de mi vida jajaja.
    Besote amiga, gracias por tu visita!

    ResponderEliminar
  11. Me gustan tus ocurrencias y no lo digo en sentido despectivo (Dios me libre) Sino porqué le dan mucha frescura a tus escritos y supongo que a tu vida ^^

    ResponderEliminar

Tu comentario es siempre apreciado. Gracias!