lunes, 27 de enero de 2014

MI RIQUEZA

El sábado fui al banco.

No me refiero al banquito, alias el “psiquiatra”, sino al banco.

Ese lugar donde le prestan a uno dinero, si  uno puede demostrar que no lo necesita.

Me perdí entre tantas planillas, firmas, porcentajes.

Entonces decidí que, de ahora en adelante, voy a comenzar a buscar un buen lugar donde  enterrar mi riqueza.
 

Ciertamente, la que está en la bóveda del banco no es mi fortuna, aunque debo admitir, que, como decía un buen amigo, el dinero no te lleva a la felicidad, pero te deja a media cuadra.

Así que busqué una caja resistente al tiempo y a la intemperie.

En el cofre curtido, puse todas mis joyas,  mis monedas, mis tesoros más preciados.

Lo llené rápidamente en un acontecimiento de riqueza acumulada, que jamás soñé poseer.

Entonces me dediqué a pensar en un lugar bonito donde enterrar mi tesoro y plantar un poco de mi riqueza a mi alrededor.

Me paseé por muchas opciones.

El jardín de mi casa de Altamira,  sería un buen lugar, aunque creo que ya mis padres enterraron allí el suyo.

Un lugar cerca del mar tal vez, en el Caribe, donde reside parte de mi alma.

O en la infancia, donde fui feliz comiendo mango, jugando a ser detective y buscando cachitos.
 
Me pongo a pensar, y hay tantos lugares bellos en este mundo donde provocaría esconder un tesoro.

Allá arriba en el Ávila, la montaña mágica de Caracas.

O en el regazo de Margarita, mi mama de Barlovento, que me llevaba al parque en las tardes y cuando se ponía  brava me llamaba Leonor Elena.

El patio de mi nueva casa sería ideal, pues es el lugar que hemos construido mi esposo y yo, y tiene vista al rio.

El problema es que ahora está congelado.

En fin, creo que tengo tiempo para decidir.

Mientras tanto seguiré acumulando  riqueza en mi cofre, que al menos tiene mas cáracter que la bóveda del banco.

Y seguiré buscando alegremente, como dijo el poeta, soñando la hermosa vida...

"Ningun hombre olvida donde enterró su tesoro"
Ciceron
El jardin de mi casa de Altamira, un buen lugar para enterrar un tesoro.

12 comentarios:

  1. Sería mejor encerrarlo en el alma, pero...
    Un abrazo y feliz día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pense que te habia respondido y ahora no veo la respuesta. Te decia que estoy totalmente de acuerdo, solamente los lugares del alma son inolvidables!
      Un abrazote!

      Eliminar
  2. Ja, ja, ja, ja, ja, ja, ja, ja, tal y como andan las cosas, por decirlo de algún modo, cualquier sitio es mejor que un "BANCO" PARA ENTERRAR O HIVERNAR "TESOROS", aunque no se yo, no se yo...

    Un besazo, Natalia

    Fina

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Fina
      La verdad, creo que los bancos hacen de todo para en vez de darnos dinero, mas bien se esfuerzan en quitarnoslos y seria mejor bajo el colchon jajaja, ahora la otra riqueza, esa no nos la quita nadie.
      Una abrazo y tu siempre tan expresiva. Gracias!

      Eliminar
  3. Yo no lo escondrería demasiado, hay días en los que abrir el cofre y ver los primeros zapatitos, aquella medalla con la cadena rota, el reloj del abuelo, el rosario de la abuela, el tiquet de una pelicular, las fotos de aquel viaje, la carta a los Reyes...
    A veces abrir el cofre del tesoro es bueno para el corazón. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Oh si! Lnada mejor que abrir esas viejas cajas llenas de tesoros!
      D3e acuerdo, no lo escondere tanto jajaja
      Un abrazote!

      Eliminar
  4. Genial entrada, como siempre mi querida amiga. Buen dilema, en el que me resulta difícil no irme por las ramas. Pero… Sin intención de parecer pedante diría aquello de que no hay más tesoro que el que uno puede llevar consigo. En el corazón. Con forma de amor y/o de amistad. Pero si uno va bien armado de eso, el resto… bueno, el resto te deja a media cuadra jaja. ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Roland! Bueno, ni tan genial, pero fue lo que se me ocurrio despues de ir al banco, donde mas bien a uno lo despluman. Tambien me gusto la idea de plantar tesoros. Hay lugares tan bellos ( como los que le decia a Rafael, los del alma, los que tu nombras) donde provoca sembrar tesoros, eso los hace mas inolvidables. Por eso encontre la frase que puse al final ( la puse despues que lo publique) que creo que ilustra el punto que queria hacer ( sabia que la habia leido esa frase en un libro de Garcia Marquez y asi fue, justamente porque cuando leo frases inovidables,,nunca me olvido donde estan, Son otra forma de tesoros! ( si ouedes lee la cita al final de la entrada que coloque postmorten) jajajaja
      Un abrazote mi estimado!

      Eliminar
  5. Espero que encuentres el mejor lugar para tu tesoro,Natalia.Porque ese tipo de tesoro lo merece.
    Por lo pronto, retenlo en tu corazón, como te dicen más arriba, no es mal lugar para empezar.
    Y que siga creciendo cada día.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jeronimo, gracias por tu visita, si el corazoncito es el mejor lugar! Asi lo hare y espero siga creciendo esa riqueza que no esta en el banco jaja y la del banco tambien un poquito, claro!
      Un abrazote!

      Eliminar
  6. Hay tesoros que no se pueden dejar en manos ajenas y mucho menos interesadas, el resguardo mejor seguro te lo dicta tu interior,
    Ha sido un placer descubrir tu casa, me ha enviado Ester desde la suya, así voy conociendo nuevos espacios donde disfrutar y poder guardar mis tesoros.
    Besos de gofio, saludos desde Tenerife.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Gloria
      Muchas gracias por visitarme ( y a Ester por referirme) yo conozco tu Gofioconmiel y me encanta! Es para mi un honor que te asomes a mi sencillo rincon.
      Un abrazote!!!

      Eliminar

Tu comentario es siempre apreciado. Gracias!